Liderando equipos: coaching organizacional

El siguiente artículo es de Jorge González con quien tenemos una alianza estratégica. Nos gustó la calidad del mismo.

Qué Esperar del Equipo para Seguir Creciendo

Cuando el líder entiende que para crecer debe delegar, suele comprender que su vínculo con el equipo debería necesariamente cambiar.

Si lo tiene, debería apoyarse más en él. Y de no contar con uno, debería armarlo. El salto, más allá del resultado, puede ser vivido como una perturbación…Veremos cómo amortiguar este impacto a fin de minimizar los costos de una decisión que bien resuelta debería agregar beneficios importantes a todos los involucrados directa e indirectamente.

QUE ES UN EQUIPO?

Un equipo es un grupo de personas que operan en conjunto con, al menos, un interés en común para todos sus miembros. Este punto y no otro es la esencia del equipo.

El Objetivo en común une a todos sus integrantes y los obliga a encontrar la forma de desarrollar las tareas necesarias para alcanzar sus metas.

ENTIDAD DE UN EQUIPO

Cuándo un equipo funciona como tal?. Cuando el líder lo arma y les dice: “a partir de ahora, Uds. son un equipo…” o cuando el mismo comienza a funcionar como tal, en cuestiones que le den un sentido?

Sin duda la respuesta correcta es la segunda opción. Y esto nos permite entender que el equipo no lo forma el líder ni el emprendimiento, sino que se constituye solo a medida que se pone en acción y funciona.

QUE CAPACIDADES PUEDE DESARROLLAR UN EQUIPO?

Las capacidades de un equipo son ciertamente, ilimitadas. Con una mínima actitud proactiva presente en cada individuo, un grupo de novatos inexpertos y desorganizados puede transformarse en una sofisticada máquina de conseguir resultados.

Podría describir larga y teóricamente el por qué de la afirmación anterior y desarrollar una larga y ciertamente aburrida lista de justificaciones técnicas.

Sin embargo prefiero graficarlo con un ejemplo que la mayoría de todos nosotros conocemos: El Ejército de los Andes liderado por José de San Martín. Efectivamente un grupo de ignorantes (es una descripción objetiva, no una calificación peyorativa) con una actitud proactiva que en la guerra se denomina coraje y nada más que eso. No eran soldados de academia ni los soldados ni las lineas de mando subalterno (suboficiales a cargo directo de la tropa). Pese a todas las carencias, el aprendizaje básico en el combate cuerpo a cuerpo a sable y bayoneta, la motivación y un objetivo en común transmitido y percibido claramente llevaron a este enorme grupo a lograr todo lo que ya conocemos: Cruzar la Cordillera de los Andes, lograr sus objetivos militares y ser objeto de estudio por decenas de años en las academias militares del mundo entero. San Martín, junto a Napoleón, Alejandro, Ciro y Escipión Africano entre otros, pasó a ser uno de los principales estrategas de la guerra moderna.

Creo que queda contestada la pregunta mediante el ejemplo anterior: de un equipo puede esperarse todo o casi todo.

Lo importante para el líder emprendedor es poder delegar tareas operativas y tácticas para poder dedicarse al pensamiento del desarrollo estratégico del negocio.

CLAVES PARA OBTENER OBTENER TODO O CASI TODO DE UN EQUIPO

Para obtener excelente rendimiento de un equipo es necesario:

  1. Definir claramente su razón de ser: Objetivo y Alcances de Su Formación y Accionar.
  2. Desarrollar un liderazgo que logre orientarlos con Conocimiento, Convicción y Claridad.
  3. Darle Espacio, Herramientas y Tiempo para que funcione colectivamente, se equivoca, aprenda en conjunto y entrene su funcionamiento. La única excepción a este ítem lo constituyen las situaciones límite, en donde los tiempos de resolución son mínimos, el método ensayo-error queda descartado y se requiere de integrantes y equipos con pericia técnica y emocional previamente entrenada y desarrollada.
  4. Hacerle sentir su importancia para la Organización a la que prestan sus servicios, en términos explícitos.
  5. Comunicar claramente todo y siempre. Generar un espacio para el feedback con el respeto mutuo como único límite.
  6. Lograr un balance equilibrado entre la especialización y la generalización: estimular el desarrollo en roles específicos y a su vez no encasillar.
  7. Dar la chance de desarrollar las capacidades individuales que van surgiendo en cada integrante a medida que pasa el tiempo y la realidad cambia.
  8. Dar la oportunidad al surgimiento de nuevos líderes.
  9. Una vez alcanzadas las metas, redefinir otras nuevas.
  10. Entender el paso del tiempo, y cómo estímula la realidad la aparición de nuevas inquietudes y expectativas.
  11. Saber reconvertir al equipo cuando todo lo que debía alcanzar fue logrado.

Por último, la mejor forma de estimular a que cada equipo brinde lo mejor que puede dar, es darle espacio para que afloren sus capacidades y brindarle las herramientas necesarias para desarrollar capacidades invisibles o inexistentes.

Un liderazgo que estimule y permita el aprendizaje en equipo y la consiguiente transformación de la realidad, será sin duda alguna el mejor pasaporte a lograr un equipo en el cual poder apoyarse y lograr tiempo y espacio para imaginar como desarrollar el negocio

Jorge González

Director

G&A Pharma Consulting®

info@gyaphconsulting.com.ar

Fundador y Director de G&A Pharma Consulting (ex González & Asociados), consultora especializada en Management y Marketing Farmacéutico, M&A y Desarrollo de Negocios Farmacéuticos en Argentina, Colombia, Chile y Paraguay . Asesor de Entidades Sectoriales. Especialista en Management y Gestión, desarrolla la Visión Humanista para la dinámica de las Organizaciones. Vincula al deporte de alta competencia y la empresa en necesidades de construcción de equipos (team building). Docente, escritor y conferencista.